MUESTRA INDIVIDUAL






PENSAR EN LENGUAJE VISUAL

Por Sonia Vicente


Antes de la segunda mitad del siglo XX el arte descansaba sobre un conjunto de certezas y sobre límites bastante bien definidos: pese a los osados experimentos de las vanguardias, aún el marco del cuadro era el preciso límite entre la pintura y la vida cotidiana, y el museo sustraía a las obras de arte del mundo de las cosas. En los últimos 60 años el paradigma del arte cambió: los límites entre las obras y las cosas se fue desdibujando, y las certezas se volvieron imprecisiones. Una cierta ambigüedad (entendida como resistencia a la clasificación y a la rigidez de las definiciones) gana todos los dominios del arte: sus formas, sus técnicas, sus géneros, sus límites, y en no pocos casos alcanza aún al propio artista-autor.


En este sentido la obra de Pilar Bosia es incuestionablemente contemporánea: se mueve y crece en territorios intergenéricos que abarcan tanto la pintura como la fotografía, la instalación y los objetos artísticos. Las técnicas que emplea renuncian al cultivo exclusivo del virtuosismo académico y se expanden con soltura entre lo que marca la tradición y lo que sugiere la ocasión. En las temáticas que elige también hay pluralidad, es una artista que reflexiona tanto sobre la problemática de los géneros, como de sobre los íconos de la cultura contemporánea, y no renuncia a internarse en los controvertidos contornos de la cultura popular.

Pero bajo esta amplitud, diversidad, multiplicidad, hay sin embargo un elemento común que le otorga a su propuesta artística un perfil característico: su obra es siempre y ante todo una reflexión en torno a la cultura contemporánea, que se expresa mediante el lenguaje plástico visual. Y en tanto reflexión, la obra se sustenta en la investigación. La poética de Pilar Bosia se presenta como una suerte de discurso que se despliega a través de imágenes y que revela su visión y su comprensión del complejo mundo cultural y social en el que estamos inmersos.

“República Surrealista” no escapa a estas observaciones, surgida de una cautelosa investigación sobre los significados y sentidos del bicentenario, Pilar toma la temperatura social de lo que sucede 200 años después del momento fundante de nuestra nación; elige perspectivas, acomoda miradas y reúne expresiones. Se pregunta y se responde (y nos responde) dando forma y seleccionando imágenes que describen su visión de un país (nuestro país) al que resume con pocos pero muy claros adjetivos… “trágico, romántico, y principalmente surrealista”. Y desde esa mirada confronta al espectador para que también tome postura.



Inauguración en ECA
Espacio Contemporáneo de Artes / Cdad. de Mendoza

Parte de este trabajo también fue presentado en el Congreso del Bicentenario realizado durante el año 2010 en la Universidad Nacional de Cuyo, en la Mesa de estudios sobre Precariedad Laboral. La propuesta de la artista fue introducir la investigación desde la imagen visual, problemática propia del campo de las Artes Visuales dentro de un contexto académico y de corte social. El trabajo fue Premiado con una distinción. Puede verse el resumen de esta presentación en http://congresobicentenario.webuda.com/files/certamen_bosia_republicasurrealista.pdf

2 comentarios:

Pablo Silva dijo...

Vamos a tratar de estar presente.
Exitos

pilarbosia@gmail.com dijo...

gracias por ir Pablo !!!!